El articulo continua después del anuncio
Nacionales

Caja apuesta por transición a movilización eléctrica

El articulo continua después del anuncio
  • Institución adquiere un total de 19 escúter y 8 motocicletas eléctricas.
  • Transición se realizará de forma paulatina como una nueva alternativa de transporte institucional.

Contribuir a minimizar los impactos negativos en el ambiente, es el principal objetivo de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) al adquirir los primeros vehículos eléctricos como una nueva alternativa de transporte institucional.

Se trata de un total de 19 escúter y 8 motocicletas eléctricas que contribuirán con la reducción de la factura petrolera, pues no emiten ningún gas contaminante o ruido y poseen un mantenimiento más sencillo que las motocicletas convencionales.

El artículo continúa debajo del anuncio

Los escúteres cuentan con una autonomía estimada de 75 km y se cargan de forma rápida en 5 horas o en carga normal en 8 horas, con un costo aproximado por carga de ¢350 colones.

Por su parte, las motocicletas poseen un alto rendimiento, pues cuentan con tecnología para dominar cualquier terreno, mantienen un sistema de frenado regenerativo que redirige la energía a la batería para aumentar la autonomía, la cual puede llegar a ser de unos 140 km con un costo por carga de ¢600 colones.

LEA TAMBIÉN:  Las Malcriadas, mujeres que cambiaron la forma de ver el mundo

De acuerdo con la Ing. Giorgianella Araya Araya, directora de Servicios Institucionales de la CCSS, la idea es ir transformando el sistema de transporte institucional en uno que sea ambiental y socialmente sostenible y que contribuya con el bienestar económico y social sin impactar de forma negativa los recursos naturales, el ambiente y por lo tanto la salud humana.

El artículo continúa debajo del anuncio

Esta transición a los vehículos eléctricos o cero emisiones se irá realizando de manera paulatina y según las valoraciones y análisis de los vehículos que requieran ser sustituidos, considerando su operación diaria y utilización y de esta forma cumplir también con las políticas gubernamentales en esta materia.

Estos vehículos servirán sobre todo para apoyar la logística de la atención que se realiza a los pacientes en los primeros niveles, con las visitas domiciliares, distribución de medicamentos, campañas de vacunación y otros, teniendo en cuenta por supuesto sus características, de manera que se puedan programar las distancias que permitan consumir la ida y regreso de la autonomía de la motocicleta.

LEA TAMBIÉN:  Las Malcriadas, mujeres que cambiaron la forma de ver el mundo

Adicionalmente a la compra de estos vehículos eléctricos, la CCSS adquirió además otros vehículos de combustión, específicamente 3 cuadriciclos, 7 motocicletas, 1 ambulancia, 3 microbuses y 2 station wagon, para una inversión total que realizó la Caja en esta ocasión de 197 millones de colones.

A las unidades a las cuales se les hizo entrega de un vehículo eléctrico se les brindó una capacitación previa sobre las características y manejo de estos con el propósito de obtener el máximo provecho en su utilización.

El artículo continúa debajo del anuncio

Las áreas de salud que recibieron motocicletas eléctricas fueron: Pérez Zeledón, San Ramón, Aguirre-Quepos, Coto Brus, Guápiles, Naranjo y Valverde Vega.

Por su parte, los escúteres fueron entregados a las áreas de salud: Palmares, Pérez Zeledón, San Ramón, Zarcero, Carrillo, Guácimo, Guápiles, Nandayure y Nicoya.

 

El artículo continúa debajo del anuncio WhatsApp Anuncio
Botón volver arriba